Proibido vendedores

No era un gran cartel, pero quedaron de lo más simpáticas las risitas de las vendedoras ambulantes de la playa João Fernandes junto al letrero que les anuncia que está proibido (ay, que son bestias...) que molesten a los turistas. Pero caso omiso les hacen a los carteles, tanto ellas como los centenares de vendedores de la zona. Son una plaga, hay que andar todo el día diciendo não, obrigado.
Praia João Fernandes
(Armação dos Búzios, Brasil)
Enero de 2008

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Bestias son los que opinan sin saber. Vivo alli. Ese cartel es obra del dueño de la casa, el cual está cansado de que los vendedores hagan base en la perta de salida de su casa en la playa (ilegal por cierto, ya los estan rajando despacito). La venta ambulante, aunque molesta concuerdo, está permitida. El tema es que molestan por la superpoblación de vendedores, el tema seria regularlos, pero de bestias, te aseguro, no tienen nada, son un país 10 veces más pujante que el nuestro, esa de la foto por ejemplo, tiene mas plata que lo que se imaginan. Riamonos de nuestros hermanos Brazucas, pero con un cierto respeto, nos pasan el trapo, no olvidarse ! (Soy Argentino ok?)

Zamba dijo...

Anónimo, un poco de humor! No sea tan estricto! Lo de bestias es por la similitud con el español, nada más, es un chiste...

Y, definitivamente, estoy de acuerdo en que nos pasan el trapo... en todo!!! Yo también soy argentino y espero terminar mis días como brasilero :D